DESPRIORITIZADOS

“Las Buenas Intensiones” o los buenos pensamientos no son suficientes para llevar a cabo la gran comisión.

Me volví y vi todas las violencias que se hacen debajo del sol; y he aquí las lágrimas de los oprimidos, sin tener quien los consuele; y la fuerza estaba en la mano de sus opresores, y para ellos no había consolador. Eclesiastés 4:1

Siempre hemos deseado ser mejores para Dios y hacer su voluntad, pero en la práctica quizás sin darnos cuenta, todo gira en torno a nosotros mismos.

Deseamos expresar a otros cuanta simpatía sentimos por la obra misionera, admiramos la entrega en lo que respecta a dar, trabajar en la obra del Señor, visitar, atender a los más desposeídos y necesitados.

Pero no es lo mismo que ir, la simpatía no puede sustituir la acción.

Miremos por un momento lo que tenemos y hacemos, muchos están contentos por las misiones que participa su iglesia local, pero ¿A quiénes visitamos? ¿No tienen ya ellos el evangelio?
Puedo entender que es muy importante mantener una hermosa comunión entre las iglesias vecinas, pero ¿Qué de aquellos que aún no han escuchado la palabra de Dios?

Nosotros ya tenemos el evangelio, hay muchos que recién lo están recibiendo, pero cuesta mucho llegar a lugares de extrema necesidad y propagarlo, y todavía quedan muchos que aún no saben nada del inmenso amor de Dios por ellos.
Es muy diferente viajar y visitar otras iglesias en donde hay de todo para atender a las visitas que a un lugar en donde la gente ni siquiera a comido por varios días, en donde a los menores de cada familia no se les da alimento, para que mueran mas rápido y es allí en esos lugares en donde hay que invertir, tiempo, dinero, sacrificio, oración, amor.

Dios re dirija nuestros objetivos y nos ayude a conocer lo que realmente es la gran comisión.
Marcos 16:15; Lucas 4:18

Pienso que a muchos les llama la atención ahora el saber que pueden viajar a los Estados Unidos …pero verdaderamente acá no necesitamos turistas disfrazados de misioneros, necesitamos hombres y mujeres ungidos, con visión clara del cielo de que Dios les necesita para predicar su Santo Evangelio, hombres y mujeres que no estén preocupados de otra cosa mas que de ser instrumentos útiles en las manos de un Dios vivo.

Una de las grandes faltas en nuestras vidas es que estamos desprioritizados, esto quiere decir que nuestras prioridades están en desorden.

Dirijenos Jesús, divino juez y rey, y haz que en todo obremos bien, conforme a tu ley.

Pastor DF
misiones

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.